Fonseca, uno de los municipios de la Guajira en los que renacerá la paz

INFO _Fonseca

Información tomada del Diccionario Geográfico de Colombia

Los primeros habitantes del territorio fueron indígenas Cariachile. Hacia 1739 se menciona como una parroquia establecida entre los pueblos de la jurisdicción del Valle de Upar, con el nombre de San Agustín de Favias de los Cariachiles. Sobre su fundación se tienen dos versiones, una que fue fundada y otros que fue colonizada por españoles atraídos por las riquezas de las tierras que se encuentran en el valle.

Así mismo se señalan dos posibles fundadores, el hidalgo español Agustín Fonseca, hacia 1740 y 1750, quien llegó de El Molino y se aventuró por estas tierras, construyendo chozas al rededor del rio Ranchería, que luego se reubicaron por inundaciones, y el italiano José Agustín Parodi Ovalle, quien llegó como capitán del ejército conquistador a órdenes de los reyes de España y a quien debe su nombre.

Este municipio perteneció anteriormente al departamento del Magdalena y al crearse en 1954 la intendencia nacional de La Guajira pasó a formar parte de la nueva división administrativa, que actualmente es departamento.

La cabecera municipal  está localizada aproximadamente a los 10°53’22” de latitud norte y 72°51’01” de longitud oeste, a una altura sobre el nivel del mar de 181 m. Dista de Riohacha la capital departamental 166 km por vía terrestre.

El área municipal es de 487 km² y limita al Norte con Distracción, Riohacha y Barrancas, al Este con Barrancas y la República de Venezuela, al Sur con San Juan del Cesar y la República de Venezuela y al Oeste con San Juan del Cesar y Distracción.  Cuenta con el corregimiento de Conejo, las inspecciones de policía de Bangañitas, Cardonal, El Confuso, El Hatico, Los Altos, Quebrachal y Sitionuevo; además de 2 caseríos y 4 centros poblados. Para el primero de enero de 2016 registra 11.940 predios urbanos y 1.777 rurales.

Es cabecera del círculo notarial que comprende los municipios de Fonseca y Distracción con una notaría, pertenece a la oficina seccional de registro y al circuito judicial de San Juan del Cesar. Hace parte de la circunscripción electoral de La Guajira y según la Registraduría Nacional del Estado Civil, en el año 2011 el número de mesas habilitadas es de 67, con un potencial electoral de 21.927 votantes que equivalen al 4,54% del total departamental.

En el territorio se identifican dos unidades morfológicas, una al este y oeste montañosa que corresponde a las estribaciones de la Sierra Nevada de Santa Marta y a los Montes de Oca, en donde se destacan el cerro Mojón, La loma Montelia y la cuchilla el Oso; y otra al centro del municipio plana que hace parte del valle del río Ranchería.

Recorren el territorio numerosas corrientes, entre ellas los ríos Ranchería, al igual que los arroyos Riecito El Chorro y Mamón. Sus tierras se distribuyen entre los climas cálido y templado, la humedad relativa promedio anual es de 70% y la temperatura promedio anual es de 27,7°C, siendo julio el mes de mayor temperatura y diciembre el de menor.

La precipitación media anual es de 793 mm, está asociada a la Zona de Convergencia Intertropical (ZCIT) y se distribuye en un régimen monomodal que se extiende entre los meses de abril a noviembre,  siendo octubre el mes más lluvioso.

Según datos conciliados del Censo 2005, la población total estimada para el año 2016 es de 33.785 habitantes, de los cuales 21.848 se encuentran en la cabecera y 11.937 en el área rural. Del total de personas 4.760 son indígenas y 805 afrocolombianos.

En su territorio se ubican 2 resguardos indígenas: Mayabangloma y Trupiogacho y La Meseta. La densidad de población municipal para el año 2016 es de 69,4 habitantes por km². La estructura demográfica indica que la población entre 0 y 14 años es el 39,25%, entre 15 y 64 años el 55,82% y la población de 65 años o más el 4,93%. Cuenta con 5.693 hogares registrados, donde el promedio de personas es de 4,71. De las 5.740 viviendas municipales, en el área urbana 3.317 son casas, 348 apartamentos, 694 cuartos y un caso de otro tipo de vivienda; en cuanto al área rural 783 son casas, 588 casas indígenas, un apartamento, 6 cuartos y 2 son otro tipo de vivienda. La tasa intercensal de crecimiento para el periodo 1993 – 2005 es negativa de -0,009% por año, la tasa de natalidad para el 2014 es de 2,814‰ y la de mortalidad de 1,101‰.

De las 110 defunciones registradas para el mismo año, 7 fueron por causa de enfermedades transmisibles, 10 por tumores, 25 por enfermedades del sistema circulatorio, 12 por período perinatal, 17 por casos asociados con causas externas y 39 por otras causas. Por grupos de edad, entre 0 y 14 años fallecieron 19 personas, entre 15 y 64 años, 33 personas y de 65 años o más, 58 personas. En relación con el lugar de nacimiento, 19.412 personas nacieron en este municipio, mientras que 7.027 nacieron en otro lugar y 91 fueron registrados como oriundos de otro país.

La Unidad para la Atención y Reparación Integral a las Víctimas reporta para el año 2012 como población desplazada, 4.982 personas que salieron y 5.302 que llegaron provenientes de otros lugares.

Para el 2007, de las personas en edad de trabajar el 38,31% corresponde a población económicamente activa. En cuanto a la participación por sectores económicos para el 2013, el Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural en la actividad agrícola reporta 1.032 hectáreas en cultivos permanentes, dentro de los que se destacan café (415 ha) y palma de aceite (230 ha); 1.377 hectáreas en cultivos transitorios, entre ellos arroz (1.104 ha) y maíz (152 ha) y 315 hectáreas en cultivos anuales, entre ellos yuca (280 ha) y malanga (35 ha).

En relación con el sector pecuario para el año 2015, el ICA reporta 20.139 cabezas de ganado bovino; 1.551 porcinos, de los cuales el 100% corresponde a producción en traspatio. En otras especies pecuarias hay principalmente ganado equino con 725 cabezas, caprino con 138 ejemplares, ovino con 1.031 cabezas y bufalino con 52 ejemplares. En el sector avícola se reportan 2.000 aves de engorde.

Por otra parte en el sector acuícola, la principal especie que se cultiva es cachama, reportando una producción total de 600 kg. En el sector industrial, de los 117 establecimientos reportados en el año 2007, se destacan 102 en los que se elaboran productos alimenticios, 2 donde se fabrican prendas de vestir, 3 donde se curten y adoban cueros. En cuanto a accesibilidad, se une por carretera con Barrancas, Distracción y San Juan del Cesar. Los principales vuelos tomados por los pasajeros fueron Barranquilla y Valledupar.

Para el año 2014, la población tiene acceso a los servicios públicos domiciliarios de acueducto con 4.434 abonados y una cobertura total de 77,25%, alcantarillado con 3.185 abonados y una cobertura total de 55,49%, energía eléctrica con 4.845 abonados y una cobertura total de 84,41%, gas natural con 2.751 abonados y una cobertura total de 47,93% y telefonía pública con 1.133 abonados y una cobertura total de 19,74%.

La población municipal se beneficia con 7 canales de televisión abierta, de ellos 5 son nacionales, 2 regionales y además opera un canal de televisión cerrada por cable. Para la difusión cultural y recreativa cuenta con 2 emisoras, de ellas una de interés público en FM y una de interés comunitario. Fonseca accede al servicio de internet mediante conexión de tipo satelital, conmutada y xDSL, con un total de 1.392 abonados.

En relación con la educación, del total de la población 2.958 personas mayores de 13 años son analfabetas; para el año 2014 en el nivel preescolar se matricularon 1.058 alumnos en el área urbana y 294 en la rural; en básica primaria 3.556 alumnos en el área urbana y 1.063 en la rural; en secundaria 2.726 alumnos en el área urbana y 507 en la rural y en educación media 1.041 alumnos en el área urbana y 135 en la rural.

Hoy celebramos estos nuevos tiempos de paz y reconciliación, buenos aires que llenan de esperanza a todos los Colombianos.

El IGAC tendrá el gusto de mapear la nueva cara de Colombia, una nación que se cansó de la guerra y que busca la construcción de paz desde la mirada detallada de cada municipio, su historia, su cultura, su demografía, entre otros factores que alguna vez fueron testigos del horror de la violencia. El Gobierno nacional ahora en adelante escribirá la ruta de la paz.