IGAC culminó toma de muestras en suelos rurales de La Virginia

La Virginia Risaralda

Estudio de suelos semi detallado del Instituto Geográfico Agustín Codazzi (IGAC) servirá para que las autoridades municipales de La Virginia puedan actualizar su Plan de Ordenamiento Territorial.

IGAC, junio 24/2015.- Los suelos de las 1.640 hectáreas que conforman la zona rural de La Virginia, municipio ubicado a pocos minutos de Pereira en el departamento de Risaralda, ya fueron analizados, muestreados y observados detalladamente en campo por el IGAC.

Luego de realizar el inventario de los suelos a través de aproximadamente 150 muestreos en zonas planas como montañosas, servidores públicos de la Subdirección de Agrología del IGAC regresaron al caluroso municipio para culminar la fase de campo.

Con un total de 16 calicatas (huecos de más de 1,3 metros de profundidad) en los terrenos más representativos de la zona de estudio, el IGAC recolectó más de 240 muestras de suelos, que ahora serán estudiadas en el Laboratorio Nacional de Suelos de la entidad.

Además de recoger las muestras, el IGAC realizó pruebas de infiltración, de pH y de textura, y analizó los diferentes colores, la presencia de agua y arcilla, la compactación y la dureza.

De las 1.640 hectáreas  que conforman el estudio semidetallado de suelos a escala 1:25.000 en La Virginia, el 60 por ciento (984,6 hectáreas) está conformado por las zonas de montaña. El 40 por ciento restante corresponde a zonas planas (655,4 hectáreas), en donde el cultivo predominante es la caña de azúcar.

El propósito de este estudio es establecer la capacidad de uso y la vocación principal de los suelos de la zona rural del municipio, es decir conocer si son suelos aptos para las actividades agropecuarias y que no afecten los recursos naturales.

“El estudio del IGAC no tiene como propósito cambiar el uso del suelo, y mucho menos de agrícola a agroindustrial. El Instituto hace una descripción técnica de los suelos a partir del análisis de sus propiedades físicas y químicas, valorando sus potenciales y limitantes, con base en características como formas del terreno, pendiente, precipitación y temperatura. Esta información será un insumo para que las autoridades municipales puedan realizar la actualización de su Plan de Ordenamiento Territorial, en coordinación con la autoridad ambiental”, dijo Juan Antonio Nieto Escalante, director general del IGAC.

Luego del análisis de muestras en el Laboratorio Nacional de Suelos, los funcionarios del IGAC plasmarán los resultados del estudio en la cartografía oficial, que contará con información sobre el tipo de suelo y la capacidad de uso de sus tierras.

“El estudio en el municipio de La Virginia permitirá a las autoridades establecer la mejor vocación del suelo de la región, definiendo los sectores aptos para la producción y la conservación”, apuntó Nieto Escalante.