IGAC inicia proceso de deslinde entre Atlántico y Bolívar, uno de los diferendos limítrofes más antiguos del país.

deslindes

Cartagena, Diciembre 13 de 2016. Con la presencia de los delegados de los departamentos de Atlántico y Bolívar y de los 13 alcaldes de los municipios  que se asientan a lo largo de la línea fronteriza de alrededor de 94 km de frontera departamental en disputa, el Instituto Geográfico Agustín Codazzi, dio inicio hoy en Cartagena al proceso de deslinde  entre los departamentos de Atlántico y Bolívar.

El pasado  25 de noviembre el Director General del IGAC Juan Antonio Nieto Escalante,  con la expedición de la Resolución 1550 del 25 de noviembre de 2016,  integró la Comisión de deslinde compuesta por los gobernadores del Atlántico y Bolívar o sus delegados y los alcaldes de los municipios de de Juan de Acosta, Piojó, Luruaco, Repelón, Manatí, Santa Lucía y Suán, por el departamento del Atlántico, y Santa Catalina, Villanueva, San Estanislao, Soplaviento, San Cristobal y Calamar, por el departamento de Bolívar.

En cumplimiento de lo dispuesto en la Ley 1447 de 2011 y su decreto reglamentario 1170 de 2015, el Director General Nieto Escalante, designó  en dicha resolución como presidente de la comisión de deslindes,  al Ingeniero Víctor Manuel Morales Aragón y convocó el inicio de la diligencia del deslinde para el 13 de diciembre en la ciudad de Cartagena, cita que se cumple hoy en la sede de la Territorial Bolivar.

Historia del conflicto:

Este es el primer deslinde departamental que adelantó el Instituto Geográfico y que hizo tránsito por el Senado de la República, aunque sin éxito.

El 17 de marzo de 1954 en el marco de la Ley 62 de 1939- antigua ley del deslinde- se firmó en la ciudad de Barranquilla un acta de deslinde en desacuerdo entre los departamentos del Atlántico y Bolívar, especialmente en el sector de San Pedrito, correspondiente a los municipios de Suán y Campo de La Cruz (Atlántico) con el municipio de Calamar (Bolívar); y  el 24 de junio del mismo año se firmó en la ciudad de Cartagena un acta de deslinde en desacuerdo entre los mismos departamentos, especialmente en el sector de Galerazamba, correspondiente a los municipios de Soplaviento, San Estanislao, Villanueva y Santa Catalina (Bolívar) con los de Manatí, Repelón, Urdaneta Arbeláez (hoy Luruaco), Piojó y Juan de Acosta (Atlántico).

La disputa se generó por la rectificación del canal del Dique, al sur de esos territorios departamentales y alrededor de la minas de sal de Galerazamba, sobre el mar Caribe.

En el año de 1961 una Comisión Delimitadora nombrada por el Senado de la República estudia el diferendo y rinde su informe con una propuesta en acuerdo, pero el informe no fue ratificado por dicho órgano competente, a decir por la publicación de los Anales del Congreso del 3 de abril de 1962.

“Hoy día aún persisten los problemas de jurisdicción por la indefinición de los límites en tramos sobre el canal del Dique y a lo largo de la mayor parte de la línea limítrofe, los cuales se manifiestan en las dobles inscripciones catastrales entre municipios, la verdadera pertenencia de caseríos y hasta hace un tiempo, la del Volcán del Totumo, importante balneario de la región norte” manifestó Juan Antonio Nieto Escalante Director General del IGAC