“Uso inadecuado” manda la parada en el 38% de los suelos de la Orinoquia

WhatsApp Image 2016-08-04 at 10.32.23 AM
  • En 9,6 millones de hectáreas llaneras no se respeta la verdadera vocación del suelo. Casanare y Meta son los departamentos con mayor cantidad de área afectada por la sobreutilización o subutilización en esta región. Así lo anunció Juan Antonio Nieto Escalante, Director General del Instituto Geográfico Agustín Codazzi (IGAC), en el Foro de los suelos de la Orinoquia realizado hoy en la ciudad de Villavicencio.

IGAC, agosto 6/2016.- Los cuatro departamentos que conforman la Orinoquia colombiana, Arauca, Casanare, Meta y Vichada, se caracterizan por contar con amaneceres y atardeceres de ensueño, tradicionales ritmos musicales, una gastronomía que gira en torno a la “mamona” y extensas llanuras decoradas por imponentes vaqueros.

A pesar de estas bondades, esta región no se ha salvado de tener suelos afectados por la mano del hombre: en algunos casos por la sobrecarga del ganado y en otros por desperdiciar el potencial de las tierras, las cuales son abandonadas y desaprovechadas.

Según el Instituto Geográfico Agustín Codazzi, de las 25.364.617 hectáreas que conforman los cuatro departamentos llaneros del país, el 38% ya padece por dos conflictos de uso del suelo: la sobreutilización y la subutilización.

En resumidas cuentas, en 9.659.164 hectáreas de la región de la Orinoquia no se respeta la verdadera vocación del suelo: se cultiva donde no se puede, se cría ganado en zonas de reserva o simplemente se pierden los suelos al no ser aprovecharlos.

De las casi 10 millones de hectáreas con conflictos de uso del suelo, la subutilización es la que se lleva la mayor porción del “ponqué”, ya que en 7.751.238 hectáreas no se aprovecha la capacidad para usos como la agricultura y la ganadería; es decir que el 30,5% de los suelos de la Orinoquia están subutilizados.

Los suelos que ya agonizan en los Llanos por la desmesurada mano del hombre suman 1.907.926 hectáreas (7,5% de la región), que están afectados por la sobreutilización del ganado y los cultivos, y que ya perdieron su capacidad de regeneración.

El Director General del IGAC, Juan Antonio Nieto Escalante, enfatizó que aunque el 59% de la región tiene suelos donde aún se respeta la vocación del suelo (15.085.779 hectáreas), esto no indica que no se deban tomar medidas urgentes para evitar que las afectaciones sigan su curso.

“Los altos niveles de subutilización evidencian que se está desaprovechando la capacidad del suelo. El 37,1% alberga terrenos aptos para la producción, pero solo se ha impulsado la actividad pecuaria y la explotación petrolera. Las autoridades están en la obligación de utilizar los estudios de suelos para trazar una hoja de ruta que tienda hacia la activación agropecuaria, pero de una forma sostenible”, informó Nieto Escalante en el Foro de los suelos de la Orinoquia realizado hoy en la ciudad de Villavicencio.

Casanare y Meta, los más “rajados”

Los departamentos con mayor área departamental afectada por conflictos de uso del suelo en la Orinoquia son Casanare y Meta, cada uno con el 44% de su extensión con terrenos sobreutilizados o subutilizados.

Casanare tiene 1,9 millones de hectáreas con problemas de vocación (1,3 millones por subutilización y 521 mil por sobreutilización). Con estas cifras, el departamento ocupa el puesto 15 en el ranking nacional de conflictos de uso.

Por su parte, Meta, con 3,8 millones de hectáreas en “cuidados intensivos” (3,02 por subutilización y 786 mil por sobreutilización, es el dieciseisavo en el listado del IGAC.

Arauca tiene el 35% de su territorio con suelos afectados (18 en el ranking nacional) y Vichada el 31% (21 en el ranking).

De los 57 municipios que hacen parte de los Llanos Orientales, los que cuentan con más del 70% de su área subutilizada son Granada (85%), Fuente de Oro (75%) y Cumaral (72%), todos ubicados en Meta.

Entre tanto, los que tienen más del 30% de su territorio sobreutilizado por el ganado o los cultivos son Recetor (39%), Sabanalarga (38%) y Monterrey (31%) en Casanare, y El Dorado (37%) en Meta.

Los territorios con un uso adecuado en más del 80% de su área son Cubarral en Meta (89%), Sácama en Casanare (89%), Uribe en Meta (83%), Cumaribo en Vichada (83%), Cravo Norte en Arauca (80%), San Juanito en Meta (80%) y Guamal en Meta (80%).

Si hay donde cultivar

Un estudio del IGAC reveló que de las más de 114 millones de hectáreas que pintan el territorio nacional, 11.009.018 albergan los mejores suelos para cultivar, es decir zonas netamente productivas.

El 26,3% de estos suelos productivos del país está distribuido en los cuatro departamentos de la Orinoquia, para un total de 2.902.731 hectáreas con vía libre para los cultivos.

Vichada es el departamento con mayor cantidad de hectáreas para cultivar, con 1.486.706 hectáreas; sin embargo, necesitan de un “empujón” para producir, como prácticas de manejo especial y una significativa inversión económica.

Le siguen Meta con 1.079.766 hectáreas, Casanare con 329.630 y Arauca con solo 6.629.

Conflictos del suelo por departamento

  Extensión Conflictos de uso Subutilización Sobreutilización Uso adecuado Ranking de uso inadecuado
Meta 8.563.500 3.809.909 (44%).

 

3.023.191 (35%).

 

786.718 (9%). 4.597.725 (54%).

 

15
Casanare 4.416.439 1.917.550 (44%).

 

1.396.446 (32%).

 

521.104 (12%). 2.145.487 (48%).

 

16
Arauca 2.376.170 831.856 (35%).

 

639.010 (27%).

 

192.846 (8%).

 

1.434.128 (60%).

 

18
Vichada 10.008.508 3.099.849 (31%).

 

2.692.591 (27%).

 

407.258 (4%).

 

6.908.439 (69%). 21